10 alimentos favoritos del Profeta Muhammad (PB)

El Profeta Muhammad (PB) es un ejemplo para nosotros en todo, incluida la nutrición. Al seguir la tradición profética, obtenemos muchos beneficios.

Miel

El Profeta Muhammad (PB) es un ejemplo para nosotros en todo, incluida la nutrición. Al seguir la tradición profética, obtenemos muchos beneficios en esta vida y en el mundo eterno. Para no perder esta oportunidad, ofrecemos a nuestros lectores 10 productos que fueron consumidos por el Mensajero de Dios (PB).

1. Melón

El melón es una fruta muy valiosa. El Mensajero de Dios se lo comía junto con los dátiles, como lo atestigua el hadiz narrado por Aisha (que Dios esté complacido con ella):

“El Profeta (PB) comió un melón con dátiles y dijo: “Neutralizamos el calor de estos (los dátiles) con el frescor de aquel (melón)”. (Abu Daud y Tirmidhi)

2. Uvas

Las uvas se consideran un depósito natural de vitaminas y minerales. Esta es una de las frutas más valiosas. El contenido de glucosa en las uvas alcanza el 20-25% y su rápida digestibilidad es muy útil para aquellos que experimentan un estrés físico y mental severo.

Hay muchas referencias en el Corán y el hadiz

“Y… producimos para vosotros jardines de palmeras datileras y viñedos en los que tenéis frutos abundantes de los cuales coméis”. (23:19)

3. Granada

El valor de la granada es ampliamente conocido. Esta fruta también se menciona en el Sagrado Corán:

“En ambos, frutales y palmeras datileras y granados”. (55:68)

Ali (que Dios esté complacido con él) dijo: “Come granada con la piel, porque, realmente, tiene un efecto beneficioso sobre el estómago”. (Imam Ahmad).

4. Higos

Esta es una fruta única que contiene, en comparación con todas las otras frutas, mucha fibra. Todo un capítulo del Sagrado Corán es llamado según esta fruta: la Sura at Tin (La Higuera). En la primera aleya de esta Sura se dice:

“Juro por la higuera y el olivo”. (95:1)

5. Miel

Las propiedades beneficiosas de la miel se conocen desde hace mucho tiempo. La miel cura muchas enfermedades del sistema circulatorio, facilita la digestión, fortalece el sistema inmunológico, cura el asma, las úlceras, etc. La miel se menciona tanto en el Sagrado Corán como en los hadices nobles.

En particular, el Sagrado Corán habla de las abejas, a las que Dios otorgó la misión de producir miel: “Y tu Señor reveló a la abeja: “Pon tu casa en las montañas y en los árboles y en lo que construyen. Luego, come de todos los frutos y transita sumisa los caminos de tu Señor.” De su vientre sale una bebida de diferentes colores en la que hay una cura para la gente. En verdad, en ello hay una señal para gente que piensa.” (16:68-69)

6. Leche

La leche era la bebida más querida del Mensajero de Dios (PB) (Muntaha al-Sul, vol. 2, p. 166). Esta bebida tiene una cantidad enorme de propiedades útiles, lo que se confirma con el siguiente dicho del Profeta narrado por Tariq ibn Shihab: “El Profeta (PB) dijo: “En verdad, Dios Todopoderoso no creó una dolencia sin haber creado su cura. Deberías beber la leche de las vacas, porque todas las plantas que toman les dan salud”. (Abu Daud, Tirmidhi, Ibn Maya)

Otro hadiz dijo:

“Conservad las vacas. Su leche es medicina, el aceite cura y la carne es enfermedad» (At Tabarani).

7. Aceite de oliva

La aceituna, conocida en árabe como zaitun, es la cura para más de setenta enfermedades. Por lo tanto, el aceite de oliva reduce los efectos nocivos de los radicales libres en el cuerpo y juega un papel importante en la prevención del cáncer. El aceite de oliva también juega un papel importante en la prevención de enfermedades cardiovasculares, previene el engrosamiento de la sangre y acelera su movimiento a través de los vasos, actúa como asistente para reducir la presión arterial alta y previene la obesidad.

El Profeta (PB) dijo:

“Toma aceite de oliva y lubrica tu cuerpo con él, porque, de verdad, fue tomado de un árbol bendecido”. (Imam Ahmad, Tirmidhi, Al Hakim)

8. Vinagre

El vinagre tiene propiedades beneficiosas notables: puede mejorar el metabolismo, previene el desarrollo de diarrea, ya que contiene sustancias antidiarreicas, previene la caries dental; mata a los parásitos que viven en el estómago así como en el intestino delgado y grueso; mejora la digestión en pacientes que padecen indigestión, desinfecta los intestinos, etc.

En el hadiz narrado por Aisha (que Dios esté complacido con ella) se recogen las siguientes palabras del Profeta:: “¡Vinagre! ¡El mejor condimento!”(Imam Muslim, 1051).

9. Dátiles

Los dátiles son una fruta increíble, que tienen las propiedades de fortalecer la salud humana y prolongar la vida. La importancia de los dátiles se puede evidenciar por el hecho de que la palabra “dátiles” se encuentra en el Sagrado Corán más de 20 veces. Esta fruta dulce tiene muchas propiedades curativas y beneficiosas.

Un hadiz dice: “Si no puedes dar a una mujer embarazada dátiles frescos, entonces dáselos secos, porque no hay un árbol más útil para una mujer que una palmera datilera” (Umdat al Kari, 21:68).

10. Cebada

La cebada se llama la comida de los profetas. Las gachas de cebada (talbina) son muy útiles para la salud física y mental. El Mensajero de Dios (PB) dijo: “Sé constante en el uso de la talbina. Juro por Aquel en Cuyo poder está mi alma que lavará tus entrañas del mismo modo que el agua lava la suciedad de tus manos” (Ibn Maya).

La esposa del Profeta (PB), Aisha (que Dios esté complacido con ella) dijo: “Come (talbina), porque escuché al Mensajero de Dios (PB) decir: “La talbina calma el corazón del paciente y quita parte de la pena” (Imames Al Bujari y Muslim).

Además, el Profeta (PB) siempre le dio sopa de cebada a las personas que padecían fiebre.