Castillo de Baños de la Encina (Jaén), la joya de las fortificaciones musulmanas en España

“Comparto un par de fotografías del Castillo de Baños de la Encina (Jaén), que data del siglo X y es una de las joyas de la provincia de Jaén y de Andalucía”, detalla Andrés J. Moreno Cañizares en Las Fotos de los Lectores de La Vanguardia.

“Además, está muy bien conservado… para su edad”, destaca. De hecho, el también conocido como Castillo de Burgalimar constituye el conjunto fortificado mejor preservado de la época del Califato de Córdoba, al mismo tiempo que es uno de los castillos musulmanes mejor conservados de toda España.

Su inestimable valor histórico y artístico es la razón por la que este castillo llegó a ser declarado como Monumento Nacional en 1931.

Rodeado y flanqueado por una robusta y almenada muralla con catorce torres, más una decimoquinta Torre del Homenaje de factura cristiana, el castillo apenas ha sufrido daños, tal y como señala el autor de las fotografías.

Representa, por lo tanto, un ejemplo perfecto de fortaleza musulmana omeya del siglo X. El castillo se estableció en una región importante y estratégica, justo en la entrada del valle del Guadalquivir y, por lo tanto, de Andalucía.

Fue el califa Alhakén II, autor de la ampliación más suntuosa que sufrió la Mezquita de Córdoba e hijo del rey Abderramán III, quien decidió su construcción.

Los trabajos para construir la fortaleza se iniciaron en 9682​ (año 357 de la Hégira), como lo demuestra una inscripción grabada en la puerta, cuyo original se conserva en el Museo Arqueológico Nacional de Madrid.

Su construcción es contemporánea a la edificación de fortalezas similares en la región, tales como el Castillo de El Vacar, en la provincia de Córdoba, que está peor conservado.