musulmanes alemania

El presidente del Consejo Central de Musulmanes en Alemania (ZMD), Aiman Mazyek, ha saludado las recientes declaraciones del ministro federal del Interior, Horst Seehofer (CSU), sobre cómo lidiar con la religión. Mazyek dijo a la Agencia de Noticias Católica (KNA) que era “refrescante” que los políticos ahora también tengan un tono tan positivo.

Los comentarios de Seehofer son bastante concretos, dijo Mazyek. En particular, él acogió con satisfacción la clara indicación del ministro de que la Ley Básica se aplica a todos los grupos religiosos, así como el énfasis de que la neutralidad estatal no significa neutralidad en cuanto a valores “porque la Ley Básica se basa en valores”.

El presidente de la ZMD señaló recientemente en su cuenta de Facebook: “Es bueno que el Ministro del Interior se refiera a la Ley Básica, lo cual es mejor que las discusiones previas porque tiene en cuenta los derechos inalienables recogidos en dicha norma y esto significa igualdad de trato para todas las confesiones religiosas”.

“La inmigración de personas de diferentes países de origen, con diferentes características religiosas y culturales, ha llevado a desafíos considerables, que también afectan a la relación entre religión y Estado”, escribió el ministro en un artículo publicado en el periódico “Die Welt”.

“¿Cómo conformamos la convivencia en una sociedad que se ha vuelto más plural desde el punto de vista religioso e ideológico plural?”, se preguntó el ministro. Para hacerlo, el Estado debe buscar el diálogo con “todas las comunidades religiosas relevantes”. Las comunidades religiosas “deben ser escuchadas por los políticos, de acuerdo a su tamaño y el número de creyentes que representan”, indicó.