Musulmanes de Cataluña denunciarán a la Generalitat si no respeta el derecho a recibir clases de Islam en los centros públicos

Si el próximo curso la Generalitat no garantiza la impartición de clases de religión islámica a las familias musulmanas que lo requieran, estas presentarán una denuncia ante los tribunales.

72

Si el próximo curso la Generalitat no garantiza la impartición de clases de religión islámica a las familias musulmanas que lo requieran, estas van a presentar una denuncia ante los tribunales. Lo afirma el presidente de la Unió de Comunitats Islàmiques de Catalunya a EL PERIÓDICO, quien dice también que se ha iniciado una campaña entre las familias musulmanas para continuar con la reivindicación.

“Los alumnos musulmanes tienen el derecho de recibir enseñanza religiosa islámica en los centros docentes públicos y privados o concertados”, así al menos lo dicta la ley 26/1992, a través de la que, desde 1992, el Estado reconoce a las familias musulmanas el derecho de que sus hijos pueden aprender su religión en la escuela. Esta, da cumplimiento al Acuerdo de Cooperación del Estado con la Comisión Islámica de España. Una entidad que representa la práctica totalidad de centros de culto islámicos.

Pero el panorama en Cataluña es muy diferente, ya que, pese a que la Unión de Comunidades Islámicas de España (Ucide) calcula que es la región donde viven más menores musulmanes, todavía no tienen esta asignatura que les pertenece “por ley”. Hay 85.000 musulmanes en el sistema educativo, y alrededor de un tercio de ellos tienen ya la nacionalidad española. Sin embargo, a día de hoy, ninguna escuela está ofreciendo estudios de islam, aunque cada vez más padres lo están pidiendo.

Tal y como se ha lamentado Mohamed El Ghaidouni, el presidente de la Unió de Comunitats Islàmiques de Catalunya: “La Generalitat tiene miedo, está claro que no quiere reconocernos este derecho fundamental, pero ya estamos cansados, es una decisión política”. Han hecho campañas, han enviado cartas a la Generalitat y critica a su Gobierno diciendo que: “Creo que solo nos harán caso con una sentencia judicial“.

En el resto de España, donde ya hay 12 comunidades autónomas que reconocen esta asignatura optativa en sus enseñanzas. De entre todas ellas destaca Andalucía, con 24 profesores de islam y 40.000 alumnos musulmanes, la mitad de los que hay en Cataluña. Por su parte, en Ceuta y Melilla hay más de una decena de docentes, y Castilla y León tiene seis. También ofrecen estas clases Aragón, Euskadi, Extremadura, Madrid o La Rioja, entre otras, según El Periódico.