Musulmana estadounidense obligada a mostrar su ropa interior y compresa en un registro en un aeropuerto

30
eeuu registro zainab merchant compresa

Un registro corporal particularmente humillante de una mujer estadounidense de religión musulmana ha sido denunciado por una organización estadounidense de derechos civiles que la defiende.

Mientras se preparaba para volar a Washington desde el aeropuerto de Boston, Zainab Merchant, fundadora de Zainab Rights, dijo que se vio obligada a mostrar su ropa interior e incluso … su compresa.

La joven de 27 años, licenciada por la Universidad de Harvard y que vive en Orlando, Florida, fue arrestada por agentes de la Agencia de Seguridad del Transporte (TSA) para un examen “exhaustivo” después de que la golpearan en público en el área de la ingle.

Zainab Merchant no les ocultó que estaba menstruando, pero los agentes le pidieron que se quitara los pantalones y la ropa interior en una habitación privada sin testigos.

“Después de cumplir con este pedido extraño e intrusivo, ella pidió los nombres de los agentes y sus números de placa para denunciar esta mala experiencia, pero los agentes de la TSA ocultaron sus insignias con sus manos y se fueron”, informó HuffPost el jueves 23 de agosto. A ella tampoco se le permitió ver a un abogado.

La Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU), una organización de derechos civiles, presentó una queja ante el Departamento de Seguridad Nacional en su nombre. Ella estima que Zainab Merchant ha estado sujeta a repetidos e innecesarios controles e interrogatorios en los aeropuertos en los últimos dos años (al menos diez veces, a veces durante horas). La ACLU exige que se ponga fin a los registros de su persona durante sus viajes.

Según la ACLU, Zainab Merchant figura en una lista de vigilancia gubernamental que contiene los nombres de miles de personas, en su mayoría musulmanes, en nombre de la seguridad y la lucha contra el terrorismo, pese a que los vínculos entre las personas mencionadas y los grupos terroristas no tienen en su mayoría una base fundamentada. Se observan en los aeropuertos con la designación “SSSS” (Screening Secondary Security Screening), lo que lleva a los oficiales de seguridad a interrogarlos y registrarlos.

Se trata de una práctica denunciada por la ACLU pero también por el Consejo de Relaciones Estadounidenses-Islámicas (CAIR). La organización anunció a principios de agosto que está defendiendo los derechos de diez musulmanes de varios estados de EEUU que dicen que son sometidos a interrogatorios abusivos y registros corporales en los aeropuertos debido a su inclusión en dicha lista de observación. Se ha presentado con tal motivo una demanda en Maryland dirigida contra la TSA y el Departamento de Seguridad Nacional de EEUU.